Martes, 28 Julio, 2020 La planta solar fotovoltaica Carpio de Tajo (Toledo), más de un año a pleno rendimiento
Imagen de la planta solar "Carpio del Tajo" en Toledo
La infraestructura, construida por Naturgy, ha producido casi 115 GWH de energía desde su puesta en marcha en el primer trimestre de 2019, lo que equivale al consumo de 33.235 hogares en ese mismo periodo de tiempo.

La planta solar fotovoltaica Carpio de Tajo, construida por Naturgy en el municipio de El Carpio de Tajo (Toledo), ha producido 114,97 Gigavatios hora (GWh) de energía desde su puesta en operación en el primer trimestre de 2019, lo que equivale al consumo de 33.235 hogares en ese periodo de tiempo.

Naturgy invirtió 33 millones de euros en esta infraestructura que cuenta con 148.422  módulos y una potencia de 50 megavatios. Desde  que comenzó a operar, la planta, que tiene capacidad para generar más electricidad de lo que consumen en un año todos los habitantes de El Carpio de Tajo y Talavera de la Reina, ha permitido desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional, contribuyendo a reducir en torno a 107.525 toneladas de CO2, adicionalmente a otras emisiones contaminantes.

Como nota significativa cabe destacar que en Carpio de Tajo la compañía energética ha implementado el pastoreo controlado para controlar la vegetación de una forma natural y hacer más sostenible la gestión de la propia planta fotovoltaica, facilitando también la convivencia con la actividad ganadera de la zona. El trabajo del rebaño solar permite controlar el crecimiento de la vegetación alrededor de los paneles y su labor contribuye a reducir la huella de carbono, pero también tiene beneficios para aumentar la biodiversidad ya que las ovejas sirven de transporte a otras especies animales y vegetales.

Apuesta por Castilla-La Mancha

Además de Carpio de Tajo, Naturgy cuenta en Castilla-La Mancha con otras cuatro plantas solares fotovoltaicas en la provincia de Ciudad Real que comenzaron a operar el año pasado. Se trata de La Nava, una instalación situada en los términos de Almodóvar del Campo y Puertollano, con una potencia de 49 MW, y el complejo solar formado por las plantas Picón I, Picón II y Picón III, ubicado en el municipio de Porzuna, con una potencia pico total de150 MW.

Con la puesta en marcha de estas cinco instalaciones, que corresponden a la ejecución de los 250 MW de potencia fotovoltaica adjudicada en la subasta de julio de 2017,Naturgy reafirmó su compromiso por Castilla-La Mancha y su apuesta por el incremento de la generación renovable, uno de los pilares del Plan Estratégico 2018-2022.

Adicionalmente a estas cinco infraestructuras, la compañía tiene en operación otra instalación de la misma tecnología, Toledo PV, en La Puebla de Montalbán (Toledo), la más antigua de Europa, ya que comenzó a funcionar en 1994 con una potencia pico de 1 MW.

Asimismo, en Castilla-La Mancha, Naturgy cuenta con nueve parques eólicos que en 2018 generaron 540GWh, lo que supone cubrir las necesidades eléctricas de unas 200.000 viviendas y evitaron lanzar a la atmósfera 170.000 toneladas de CO2.

Naturgy

En 2019, Naturgy se ha convertido en uno de los inversores líderes en tecnologías limpias en España, destinando más de 400 millones de euros al desarrollo de proyectos renovables, la cifra más alta en la historia de la compañía.

La multinacional ha continuado con inversiones en proyectos renovables fuera de España, destinando 145 millones de euros en proyectos de crecimiento en Australia y Chile.

Como resultado, la capacidad instalada total en renovables se incrementó hasta 2.580 MW al cierre de 2019.