Lunes, 5 Febrero, 2018 El COF Toledo retoma el curso de atención farmacéutica con una conferencia sobre el abordaje de la nutrición cerebral
Un momento de la charla
Más de 60 profesionales de la farmacia conocen distintos protocolos nutricionales para prevenir alteraciones como el estrés, el insomnio o la depresión

El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Toledo acogió recientemente la novena conferencia del tercer Curso de Atención Farmacéutica 2017-2018 dedicada al análisis e intervención en “Nutrición Cerebral”

Más de 60 profesionales de la farmacia toledana asistieron a esta conferencia, impartida por la coordinadora médica de Clínica Gaztambide y médico formador en nutrición y micro-nutrición, Paloma Castaño, y organizada en colaboración con Ysonut España a través de Ysonut Academy y su programa Ysonut Nutrition Program.

En esta nueva acción formativa, la doctora Castaño proporcionó a los farmacéuticos protocolos para el abordaje nutricional de las alteraciones micro-nutricionales a nivel cerebral, que provocan determinadas situaciones como el estrés, la fatiga, la ansiedad o la depresión, el trastorno del sueño y el insomnio, el bajo rendimiento intelectual o el síndrome vespertino de piernas inquietas.

La conferencia comenzó con un repaso generalizado al concepto de neuronutrición y alimentos “cerebrales” en el que la ponente se detuvo en explicar cuestiones como epigenética y neuroprotección, necesidades nutricionales del cerebro (glúcidos, lípidos y proteínas) o cómo se realiza el proceso de neurotransmisión.

Posteriormente, la doctora explicó cuáles son los protocolos para abordar las diferentes alteraciones como el sueño, el jet lag, el estrés, el estrés crónico, la ansiedad, el insomnio, la depresión estacional o postparto, los bloqueos, la preparación de exámenes o la prevención de enfermedades neurogenerativas.

Y es que, como explicó Paloma Castaño, “podemos cuidar el cerebro y potenciar que funcione al máximo nutriéndolo de macronutrientes o micronutrientes, por ejemplo vitaminas, proteínas y suplementos grasos, lo que a la vez implica que estaríamos previniendo la aparición de determinadas alteraciones que afectan a la vida de una persona en todos los niveles, físico, social y laboral”.

Para la formadora de laboratorios YSP, cuyo principal lema es la frase del padre de la Medicina, Hipócrates, “Que el alimento sea tu medicina”, generalmente se piensa que con una alimentación normal estamos obteniendo todas las vitaminas y nutrientes necesarios, algo que muchos estudios han rebatido.

Por eso, defendió la necesidad de atender nuestras necesidades a nivel cerebral para que no tengamos carencias que nos provoquen ansiedad, nerviosismo, compulsiones u otras alteraciones, es decir, lo que se llama nutrición cerebral.